viernes, 11 de julio de 2014

¿Des? Gobierno en Santiago de Compostela.

   
El nuevo alcalde de Santiago, Agustín Hernández, ha decidido que su antecesor, Ángel Currás, mantenga un sueldo de concejal a tiempo completo pese a que en la nueva estructura del gobierno local apenas tendrá competencias. En el nuevo reparto de áreas, ocho ediles, además del alcalde, tendrán dedicación exclusiva al trabajo municipal y un noveno la tendrá parcial, frente a los diez concejales con dedicación exclusiva del anterior gobierno, lo que llevó a Hernández a destacar que su equipo tendrá “menos coste” para los ciudadanos.

Hernández, tercer alcalde popular de Santiago en apenas tres años, ha decidido que su dimisionario antecesor, Ángel Currás, que sigue siendo edil, se haga cargo del área de Relaciones Institucionales, departamento sin apenas competencias en el que, según el nuevo regidor, facilitará la “transición” entre el anterior y el nuevo equipo. Lo hará sin participar en la Junta de Gobierno local y pese a estar doblemente imputado, en el caso Pokémon de corrupción municipal y por acoso laboral. Currás disfrutará en ese puesto menor de una dedicación exclusiva y, por lo tanto, de un sueldo completo. También lo tendrán otros siete concejales encargados de áreas de gobierno, seis de ellos no electos.
La primera teniente de alcalde será Teresa Gutiérrez, hasta ahora al frente del Instituto Galego de Vivenda e Solo (IGVS) y que asumirá las áreas de Urbanismo, Servicios Municipales, Obras y Sanidad. La segunda teniente de alcalde será María Antón, que era gerente del Consorcio de Santiago y que ahora asume las relaciones del Ayuntamiento con ese organismo así como Cultura y Patrimonio. Alejandro Sánchez-Brunete, abogado, será tercer teniente de alcalde, a cargo de Seguridad y Movilidad, y portavoz del grupo municipal en los plenos (el propio Hernández se reserva la portavocía del gobierno cara al exterior).

La hasta ahora teniente de alcalde de Currás, Reyes Leis, baja de ese escalón pero seguirá al frente de áreas relevantes como Comercio, Mercados, Empleo y Turismo. Régimen Interior, Personal y Contratación estarán a cargo de Manuel Martínez Varela, hasta ahora secretario municipal en Boiro. Servicios Sociales, con Familia, Mujer, Deportes y Normalización Lingüística lo asumirá María José Corral, asesora de Hernández en la Xunta, quien también se tendrá que hacer cargo de Educación, área que acabó salpicando a sus antecesores con imputaciones o sospechas de diversas irregularidades en el caso Pokémon. Hacienda, con la elaboración del presupuesto y la fijación de tributos, estará a cargo de Ramón Quiroga, hasta ahora alto cargo de la Xunta y marido de Cecilia Sierra, anterior responsable de esa misma área y cuya condena por prevaricación, junto a otros seis concejales del anterior gobierno, desencadenó el cambio de alcalde.

Por último, de los anteriores concejales electos, José María Rosende seguirá al frente de Medio Rural y Relaciones Vecinales con una dedicación y sueldo parcial, como tenía hasta ahora, mientras que Luis Meijide continuará sin ningún área de gobierno. En la misma situación, sin área ni sueldo municipal, estarán dos de las nuevas concejalas, la electa Marta González y la no electa María Jesús Sainz. Diputada y senadora respectivamente, el nuevo alcalde las presentó como sus “enlaces” con el Gobierno central.



Fte: www.elpais.es

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada